Mis palabras en homenaje a MEVIR y Alberto Gallinal Heber

 

SE脩OR BORDABERRY.-聽Se帽or presidente: hace cincuenta a帽os, en este mismo Parlamento, se discut铆a algo que estamos discutiendo hoy: una ley de presupuesto; ahora se est谩 analizando el proyecto de ley de rendici贸n de cuentas, otra ley presupuestal.

聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽Y esa ley que discut铆an los legisladores de la 茅poca, que se convirti贸 en la n.潞 13640, describ铆a 鈥搒i nos tomamos el trabajo de leer su exposici贸n de motivos, veremos que es as铆鈥 problemas que ten铆a el Poder Ejecutivo de ese momento, parecidos a los que tenemos hoy. Hablaba del d茅ficit fiscal 鈥損asaron cincuenta a帽os y seguimos con lo mismo鈥 y de los problemas que ten铆a el Gobierno que se acababa de instalar para confeccionar, por primera vez en la historia del pa铆s, un presupuesto por programas, lo que hab铆a sido establecido en la reforma constitucional del a帽o anterior.聽

Esa ley tambi茅n conten铆a las primeras normas sobre el Banco Central del Uruguay y la Oficina de Planeamiento y Presupuesto, que se crearon en esa reforma constitucional. Y all谩, perdido 鈥揷omo aparecen a veces en las rendiciones de cuentas y en las leyes de presupuesto鈥, estaba el art铆culo 473, que conten铆a las normas que creaban el Movimiento de Erradicaci贸n de la Vivienda Insalubre Rural: Mevir. Asimismo, se creaba el Fondo para Erradicaci贸n de la Vivienda Rural Insalubre, la Comisi贸n Honoraria pro Erradicaci贸n de la Vivienda Rural Insalubre, y se establec铆an los recursos, donaciones, herencias y legados 鈥揷omo se establece tradicionalmente en diversas leyes鈥, intereses de los fondos acumulados, y un impuesto que gravaba las siguientes transacciones: compraventa y permuta de bienes inmuebles, y compraventa de bienes muebles en remate p煤blico. Tambi茅n establec铆a las condiciones de adjudicaci贸n de la vivienda y las condiciones que ten铆a que cumplir el beneficiario que acced铆a a ella.聽

Y as铆 鈥搉o digo entre gallos y medianoche, pero s铆 en el apuro de una ley presupuestal y sin dedicarle expresamente una ley鈥 nac铆a Mevir, que este a帽o cumple cincuenta a帽os. Sin embargo, lo importante no es que cumpla cincuenta a帽os; lo importante es lo que logr贸 en ese lapso. Si bien no voy a insistir en los n煤meros 鈥損orque creo que quienes recorremos el Uruguay vemos esas casitas blancas, ordenadas, las lagunas de decantaci贸n, etc茅tera鈥, en cincuenta a帽os son m谩s de 120.000 los beneficiados y m谩s de 29.000 las casas entregadas. Es, sin lugar a dudas, el plan de viviendas m谩s exitoso de la historia del pa铆s y un ejemplo, hoy, para otros pa铆ses. Adem谩s, es un plan que benefici贸 a las familias de los asalariados rurales y de los peque帽os productores rurales de escasos recursos.聽

Es un plan presente en todo el Uruguay, en especial en los peque帽os pueblos. Dentro de un rato se proyectar谩 una serie de im谩genes, entre ellas la del mapa del pa铆s con una enorme cantidad de puntitos marcados, que indican que Mevir est谩 en todos lados: desde pueblo Yacar茅 hasta Cebollat铆; desde San Javier hasta Colonia Palma, pasando por todo el pa铆s y, obviamente, en Florida, en el centro del pa铆s.聽

Por lo expuesto, creo que es bueno que hoy el Senado haga un alto en su trabajo para homenajear a Mevir, a su fundador, a todos sus presidentes, a todas sus comisiones directivas y a todos los que hicieron posible ese 茅xito: que hoy m谩s de 120.000 uruguayos tengan una vivienda digna en Uruguay. No solo para homenajear y agradecer es importante hacer un alto, lo es tambi茅n para atender y prestar atenci贸n 鈥揳unque sea por un instante鈥 a un modelo exitoso de dise帽o y de ejecuci贸n.聽

驴C贸mo naci贸 Mevir? 驴C贸mo naci贸 esa prueba de que se puede progresar, mejorar y dar respuesta a necesidades tan b谩sicas del ser humano, como la vivienda? Para responder esas preguntas, en primer lugar debemos prestar atenci贸n a la situaci贸n que se viv铆a en las zonas rurales de Uruguay 鈥損rincipalmente antes del a帽o 1967, fecha en que nace Mevir鈥, que constitu铆a un problema, no digo que centenario pero que ten铆a, por lo menos, setenta u ochenta a帽os en el Uruguay. Con el alambrado de los campos, en 1877, miles de trabajadores quedaron sin trabajo. Se dio un fen贸meno similar al de la Revoluci贸n Industrial en Europa. El alambrado de los campos requer铆a menos personas trabajando y m谩s tecnificaci贸n, lo que origin贸 que muchos se trasladaran a peque帽os poblados donde construyeron sus casas, sus ranchos de adobe y paja. Ya en el censo de 1877 se se帽alaba que hab铆a 27.580 viviendas de barro y paja. Tambi茅n se conoc铆an como rancher铆os o pueblos de ratas.聽

Zum Felde, en 1931, en su libro Proceso intelectual del Uruguay dec铆a: 芦En ranchos peque帽os y m铆seros, viven mezclados hombres, mujeres, ni帽os, viejos, enfermos y sanos. Los hermanos son hijos de varios padres y a veces de padres desconocidos; son frecuentes el incesto y la rufianer铆a. As铆, de consuno con aquellos factores pol铆ticos a que antes hicimos referencia, estos, econ贸micos, van haciendo perder cada d铆a m谩s al paisano su altivez, su concepto del honor鈥β 芦A la degeneraci贸n moral se suma luego la degeneraci贸n fisiol贸gica; la mala alimentaci贸n, la vivienda infecta, la miseria, en fin, hacen tuberculosos en gran n煤mero禄. 芦Ninguno de los beneficios de las llamadas leyes sociales alcanzan al miserable y envilecido habitante de nuestros rancher铆os, menguado descendiente de los gauchos heroicos de las patriadas, a quienes, por iron铆a, la ciudad ha levantado un monumento禄.

Julio Mart铆nez Lamas y Juan Vicente Chiarino, en 1930 y en 1944 respectivamente, alertaban sobre ese tema. Julio Castro, en 1941, estimaba en 587 los rancher铆os en el pa铆s, con aproximadamente 120.000 personas. Miguel Soler, otro maestro comprometido con la escuela rural dec铆a: 芦Con el alambramiento, a fines del siglo XIX, se produjo la expulsi贸n de la parte econ贸micamente prescindible de las estancias, gest谩ndose as铆 enclaves minifundiarios que carecen de fuentes de trabajo estables, los rancher铆os o pueblos de ratas…禄. 芦El rancher铆o plantea grandes problemas de convivencia, salud e higiene禄.聽

El arquitecto Juan Pablo Terra complement贸 estos estudios en su trabajo 鈥淟os rancher铆os en el Uruguay鈥. Junto con los rancher铆os ven铆a un mal end茅mico del pa铆s, el mal de Chagas, que se trasmite por la vinchuca, esa vinchuca que el propio Hudson, en su libro La tierra purp煤rea, relata que en las noches molestaba a sus personajes, pero que no hab铆a afectado a los ind铆genas que habitaban el pa铆s, quienes, quiz谩s con cierta sapiencia, no recurr铆an al techo de paja sino al de cuero, al de pieles.

聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽Esto provoc贸 diversas reacciones. No es que hasta en 1967 no se hubiera intentado nada; fue motivo de preocupaci贸n y de atenci贸n y se intent贸 llevar adelante diversos proyectos y propuestas con 茅xito relativo. Quiz谩s la iniciativa m谩s concreta y ambiciosa fue la de la Ley n.潞 10809, que en 1946 cre贸 el Estatuto para el Trabajador Rural. Esta ley fue de avanzada en la regi贸n. Argentina reci茅n va a tener, unos a帽os despu茅s, una ley similar bajo el gobierno de facto del general Edelmiro Farrell, cuando el entonces coronel Juan Domingo Per贸n era ministro de trabajo de ese gobierno de facto.

聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽Uruguay se anticip贸 y en el gobierno constitucional de Am茅zaga, a iniciativa del Senado, se aprob贸 el Estatuto para el Trabajador Rural que, adem谩s de establecer una cantidad de beneficios 鈥搎ue hoy, por innegables, pueden no parecer importantes, pero 隆vaya si lo eran en la d茅cada de los cuarenta!鈥, como el descanso semanal, las vacaciones pagas y otras prestaciones, ten铆a una fuerte vocaci贸n por el tema de la vivienda. No solo establec铆a la obligaci贸n del patr贸n de suministrar la vivienda, sino que ten铆a que proporcion谩rsela al trabajador y a su familia. Adem谩s, establec铆a las condiciones que deb铆a reunir la vivienda 鈥損or ejemplo, solo deb铆a tener destino vivienda鈥撀 y hasta preve铆a un modelo. Esa ley tambi茅n fijaba la obligaci贸n para el patr贸n de tener, cada tantas hect谩reas, un empleado con su familia, un padre de familia. Buscaba la radicaci贸n en el medio rural. En su exposici贸n de motivos se dice que lo que buscaba era, precisamente, que esos ni帽os, que esas familias que viv铆an en los pueblos, estuvieran con sus padres y no que los vieran una vez por mes, o a veces ni siquiera eso.聽

Esa ley tambi茅n creaba una comisi贸n honoraria, adem谩s de reiterar la fijaci贸n del salario m铆nimo que ya estaba previsto desde 1923 en el pa铆s. Fue un avance en las condiciones de trabajo en los establecimientos, en las condiciones de la vivienda de quienes viv铆an en los establecimientos, pero no solucion贸 el problema de los rancher铆os. S铆 fue un avance en lo que refiere a quienes viv铆an en los establecimientos rurales, pero no lo fue respecto a lo que suced铆a en los peque帽os pueblos y rancher铆os.聽

Las palabras de Zum Felde, entonces, segu铆an replicando fuerte y motivaban esa primera reacci贸n, pero en 1964 un uruguayo resolvi贸 pasar a la acci贸n. Ese uruguayo fue聽 el doctor Alberto Gallinal Heber. Dice Gallinal en 1964:聽 芦鈥 fueron convocados unos ciudadanos que sent铆an como un peso inmoral que continuara este panorama de miseria. [鈥 las ideas que se manejaron禄 鈥搒eg煤n Gallinal鈥 芦siguen animando las reuniones: amor al pr贸jimo, desinter茅s personal y ansiedad, desesperaci贸n por llegar al final, antes que termine nuestra vida禄.聽

聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽En 1966 el doctor Alberto Gallinal es candidato a la Presidencia de la Rep煤blica por el Partido Nacional. Esas elecciones las gana 鈥揷omo se sabe鈥 el general 脫scar Gestido. Cuando el Gobierno env铆a ese primer聽 proyecto de presupuesto, a iniciativa del doctor Gallinal se incluye la creaci贸n de Mevir y se establecen las bases de su 茅xito. Creo que ese 茅xito empieza desde su propio nombre. 隆El propio nombre lo define! Mevir es un movimiento. 驴Qu茅 es el movimiento? Es una acci贸n, un cambio. Viene del lat铆n:聽 movere, mudar. 隆Quer铆a cambiar! Esa era la impronta del doctor Gallinal: hacer, concretar, mover; era no dejar todo como estaba, pero tampoco mover hacia cualquier lado porque en el propio nombre ya se establece el objetivo claro y preciso: ese movimiento tiene como objetivo erradicar la vivienda insalubre rural. Tambi茅n era la impronta de don Alberto Gallinal tener un objetivo claro, sensible, adem谩s; un norte, una gu铆a, como con seguridad habr谩 compartido la Cruz del Sur con los paisanos y los troperos en las noches.

Tambi茅n tra铆a, desde su creaci贸n, el concepto de comisi贸n honoraria, pero integrada por personas con notoria versaci贸n en problemas sociales; no remuneraci贸n. Alcanza con tener un poco de experiencia en nuestra campa帽a para saber que hay muchos servicios b谩sicos que funcionan por la colaboraci贸n de muchos: la comisar铆a 鈥 qui茅n no ha pagado cubiertas; qui茅n no ha llenado los tanques鈥; la escuela 鈥搎ui茅n no ha hecho aportes鈥; el liceo; la policl铆nica y la ambulancia. 隆Para 茅l eso era esencial! 脡l sent铆a la obligaci贸n de dedicar tiempo y ayudar a los otros. Hay una an茅cdota sobre esto.聽 El doctor Gallinal entend铆a que ni siquiera hab铆a que pagar vi谩ticos en Mevir. 隆As铆 lo hac铆a 茅l! Un d铆a vino un miembro de la comisi贸n y le plante贸 pagar una cuenta de hotel con dinero de Mevir. Dicen que Gallinal 鈥搎ue no era una persona f谩cil en estos temas, 驴no?鈥 lo mir贸 con fastidio y le dijo: 芦隆Esos vi谩ticos son ladrillos que le vamos a quitar a una casa!禄.

Otro punto esencial de esa ley fue crear el fondo, es decir, los recursos, con impuestos, entre ellos a 茅l mismo, pero todos esos aportes que se hac铆an ahora los pasaban a efectuar todos y no solamente el que sent铆a esa necesidad y esa obligaci贸n de ayudar.聽

La ley tambi茅n se ocup贸 de los beneficiarios, siguiendo el precepto artiguista聽 de聽 que 芦los m谩s infelices ser谩n los m谩s privilegiados禄, pero terminando de leer la frase como a veces no se hace, porque el numeral 6 del Reglamento Provisorio tambi茅n dice: 芦si con su trabajo y hombr铆a de bien propenden a su felicidad, y a la de la provincia禄. 隆Y Gallinal lo sab铆a! 芦S铆, vamos a ayudar, pero tambi茅n ustedes deben ayudar禄. As铆 el benficiado aporta a Mevir horas de trabajo, y Mevir aporta arquitectos, materiales, terrenos que consigue, y junto con ello se evita que el destino de la vivienda no sea otro que el de vivienda. As铆 se suceden los programas, surgen las viviendas, desaparecen los rancher铆os y con ellos la vinchuca que ocasiona el mal de Chagas; se suma la posibilidad de que el peque帽o productor pueda arreglar el techo de un galp贸n. 隆Les cambia la vida a muchos orientales!

Lo m谩s importante es que hoy el trabajo sigue porque, como repet铆a don Alberto, a煤n nos queda mucho por hacer.

驴Pero qui茅n era Alberto Gallinal? 隆驴Qui茅n era Alberto Gallinal Heber?! 隆驴Qui茅n era ese uruguayo que, en ese acto de inspiraci贸n y de acci贸n, primero cre贸 Mevir y luego se encarg贸 de que fuera un 茅xito, acompa帽谩ndolo hasta los 煤ltimos d铆as de su vida?! Sin duda, fue uno de los grandes hombres de nuestro campo. Uruguay tuvo la suerte de contar con grandes hombres de progreso en el campo, como Ordo帽ana y Reyles 鈥搉o voy a seguir dando nombres porque son muchos鈥,聽 personas que apostaron a la gen茅tica, al desarrollo en las praderas y al progreso. 隆Colocaron al Uruguay en la situaci贸n en que hoy se encuentra! 隆Ac谩 se hizo la primera inseminaci贸n artificial en ovinos de Am茅rica del Sur! Desde 1968, a iniciativa de otro gran ruralista, Carlos Frick Davies, el Uruguay tiene Coneat, cuando hay pa铆ses que todav铆a ni siquiera tienen catastro en Am茅rica del Sur; ni siquiera tienen delimitado en un plano el n煤mero de padr贸n. Uruguay no solamente tiene eso, sino tambi茅n 铆ndice de productividad gracias a la obra de ese gran ruralista que fue Carlitos Frick. 隆Cuando hacemos las leyes sobre el tema rural siempre nos basamos en los 铆ndices Coneat de los padrones!聽

聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽隆Alberto Gallinal se destac贸 entre todos ellos! Como dijera Guillermo Sanguinetti, don Alberto Gallinal fue el fruto de dos fuerzas trascendentes: una, la herencia de acci贸n social que recibi贸 de sus mayores 鈥損adres, abuelos y t铆os鈥, de la familia Jackson; la otra fue su acendrado esp铆ritu cristiano. Alberto Gallinal fue el cuarto hijo de Alejandro Gallinal y聽 Elena Heber Jackson.聽

聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽Tuvo todo en la vida para hacer lo que quisiera. Sobre 茅l dijo Luis Pedro S谩enz Gallinal: 芦Pudo ser pintor, pianista, acaso cantante de 贸pera禄 鈥撀ant贸 en el Sol铆s!鈥, 芦tribuno de nota, escritor y poeta, int茅rprete, abogado de prestigio y qui茅n sabe cu谩ntas cosas m谩s禄. Pero no, prefiri贸 ser un servidor y luchar contra la miseria, el hambre, el analfabetismo y las enfermedades; arregl贸 hospitales, hizo escuelas, viviendas, cort贸 espinas, embols贸 langosta y cav贸 zanjas.聽

Fue un distinguido productor. Se basaba en el modelo neozeland茅s. En su luna de miel聽 鈥撀obre su se帽ora!鈥 fue a Nueva Zelanda para conocer el modelo de ese pa铆s.聽

聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽Fue un adelantado al defender la capa superficial del suelo de las tradicionales aradas, as铆 como el uso de fertilizantes naturales para convertir los campos en bancos de f贸sforo. Fue un dirigente gremial de excepci贸n, director de los Registros Geneal贸gicos de la Asociaci贸n Rural del Uruguay, fundador de la Sociedad de Criadores de Corriedale del Uruguay, fundador de la Sociedad de Criadores de Caballos Criollos del Uruguay, fundador de la Sociedad de Criadores de Hereford del Uruguay y jurado de聽 la raza en Irlanda, Estados Unidos, Argentina, Brasil y Uruguay. Asimismo, fue presidente del Congreso Mundial de Hereford, en Kansas City; integrante de las comisiones de lucha contra la sarna y contra la fiebre aftosa; presidente de la Asociaci贸n Rural de Reboledo, de la Asociaci贸n Rural de Florida y de la Asociaci贸n Rural del Uruguay; intendente de Florida y candidato a la presidencia por el Partido Nacional. Fue integrante de todas las comisiones de ayuda que uno pueda imaginar. Es m谩s, ped铆 el archivo Gallinal al Archivo General de la Naci贸n 鈥搉o har茅 referencia a eso porque nos pasar铆amos toda la ma帽ana hablando de 茅l y ya he notado que se encendi贸 la luz indicadora del tiempo que tengo para hacer uso de la palabra鈥 y creo que es algo que merece ser estudiado porque hay de todo, desde la gen茅tica hasta la ayuda social.

聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽Gallinal financi贸 obras en Cerro Colorado y tambi茅n cementerios, escuelas y viviendas. Fue presidente del Instituto Cultural Anglo-Uruguayo, de la comisi贸n pro remodelaci贸n de la maternidad del hospital Pereira Rossell y de la comisi贸n pro remodelaci贸n y ampliaci贸n del hospital Maciel. Creo que 茅l ten铆a claro 鈥揷omo dice Lucas聽12:48鈥 que al que mucho se le da, mucho se le demandar谩. Y 茅l, al que mucho se le hab铆a dado, devolvi贸 mucho m谩s: en la agropecuaria, en la vida, y en la familia.聽

聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽Dicen que era un poco distra铆do. Una de sus hijas me coment贸 que un d铆a fue con algunos de sus nietos en una avioneta a inaugurar unas viviendas. Los nietos bajaron, se pusieron a jugar al f煤tbol y al rato vieron que la avioneta se iba; como no sab铆an qu茅 hacer, empezaron a gritar. Al rato, el piloto le pregunt贸: 芦Don Alberto, 驴usted no ven铆a con sus nietos?禄. Entonces, tuvieron que volver a levantarlos.聽

聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽El avance gen茅tico en Corriedale, en Hereford 鈥搎ue hoy distingue al Uruguay鈥 y en caballos Criollos tiene mucho que ver con 茅l, pero todos esos avances 鈥搃ncluso en las pasturas y en la tierra鈥 creo que quedan opacados, no por no ser grandes ni por no ser luminosos, sino por lo que signific贸 Mevir.聽

聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽Hay que se帽alar tambi茅n que en el camino lo acompa帽aron grandes hombres. Uno de ellos es el arquitecto Jos茅 Mar铆a Mieres Mur贸 鈥搕铆o del actual se帽or senador Mieres鈥, pero tambi茅n hubo muchos presidentes, muchos integrantes de directivas y muchos funcionarios que hicieron posible este 茅xito, a quienes hay que extenderles las felicitaciones del caso. 隆Ese esp铆ritu de Mevir 鈥搎ue era el de Gallinal鈥 era un esp铆ritu especial de misericordia, de trabajo, de austeridad y de autonom铆a. Es el gran ejemplo que nos dej贸: la misericordia de la que hablaban esos fundadores. Si bien no hay que olvidar la tarea de todos ellos, se debe tener en cuenta que Mevir es una acci贸n por los que menos tienen y persigue una utop铆a.聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽

聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽El segundo valor era el trabajo voluntario, la l铆nea artiguista que dice que los m谩s infelices sean los m谩s privilegiados聽 si con su trabajo propenden a su felicidad y a la de la provincia. Los otros son la austeridad y la autonom铆a. En un contexto de escasez de recursos, la obra social deb铆a minimizar los gastos burocr谩ticos. Tambi茅n hay que mencionar la autonom铆a e independencia de los partidos pol铆ticos y de los poderes p煤blicos. Ese fue otro gran 茅xito porque pasaron cantidad de gobiernos, de todos los partidos y algo m谩s, pero la obra sigui贸 adelante. Hoy Mevir es no solo un 茅xito; es un ejemplo de c贸mo hacer que las cosas sucedan en un pa铆s donde eso es algo dif铆cil. Mevir cosecha unanimidades y es tambi茅n un contraste con los asentamientos que hay actualmente en las zonas urbanas y con los que a煤n hoy no podemos, se帽or presidente. Cuando le铆 la descripci贸n de Zum Felde acerca de c贸mo se viv铆a en esos rancher铆os en 1931, sent铆a que era la descripci贸n de los rancher铆os que existen hoy en los asentamientos: hijos de distintos padres viviendo de consuno en condiciones higi茅nicas que no son las adecuadas. Se ha solucionado el tema en la zona rural con este trabajo que es ejemplar, pero como pa铆s no hemos podido solucionar los 589 asentamientos irregulares que hay actualmente, y no es algo de este gobierno, ni del anterior 鈥揵ajo ning煤n concepto estoy haciendo alusiones pol铆ticas鈥, sino que traspasa todos los gobiernos, de todos los partidos. Lo cierto es que hoy hay 165.000 uruguayos que viven hoy en esa situaci贸n.

聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽De ah铆 que creo, se帽or presidente, que hay que ver lo que logr贸 Mevir y c贸mo lo hizo, y volver a prestar atenci贸n a esos principios de misericordia, trabajo, austeridad y autonom铆a. Es el camino, es el legado que nos dej贸. Asimismo, hay que felicitar a quienes hoy siguen con esa bandera, con ese rumbo; a quienes hoy integran ese movimiento que tiene el objetivo claro de seguir erradicando la vivienda insalubre rural.聽

聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽Para finalizar, quiero recordar que don Alberto Gallinal don贸 a Casup谩 el obelisco 鈥揺ntre otras muchas cosas que don贸鈥, pero su padre, don Alejandro Gallinal, don贸 uno de los monumentos m谩s lindos que hay en Uruguay. Me refiero al que est谩 en Sarand铆 Grande, un monumento a la batalla de Sarand铆, que exhibe a una mujer con una mano en la frente, un escudo en la otra y un le贸n americano avanzando. Fue obra de Jos茅 Luis Zorrilla de San Mart铆n. Cuando se inaugur贸, en 1923 鈥搉o s茅 si don Alberto estar铆a ah铆 porque tendr铆a trece o catorce a帽os, pero su padre, que lo hab铆a donado, con seguridad estaba鈥, dado que el escultor no pod铆a asistir, le pidieron a su padre, el poeta de la patria, Juan Zorrilla de San Mart铆n 鈥撀ue vaya si hablaba bien!, seg煤n dicen鈥 que hiciera uso de la palabra. Obviamente, en Sarand铆, 驴de qu茅 iba a hablar Juan Zorrilla de San Mart铆n? Cit贸 la Leyenda Patria, esa parte que dice: 芦隆Sarand铆! 隆Sarand铆!… 隆Santa memoria, Primicia del valor, 贸sculo ardiente [鈥禄, y que termina con los siguientes versos: 芦隆Paso al pueblo novel! 隆Son贸 su hora! 鈥淨ue quien sabe morir, sabe ser libre鈥.禄

聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽聽Dec铆a el poeta: 芦隆Saber morir!… Pero hoy es preciso saber vivir, se帽ores. Vivir es permanecer, continuar, recordar, conmemorar鈥β. Recordar, como lo hacemos hoy, que hace cincuenta a帽os un grupo de ciudadanos encabezado por don Alberto Gallinal puso en movimiento la erradicaci贸n de la vivienda insalubre rural y lo logr贸; recordar a Mevir, se帽or presidente, es traer a la memoria a su fundador, alguien que cumpli贸 como dice el escudo del propio poeta de la patria: 芦Vivir se debe la vida de tal suerte, que viva quede en la muerte禄. 隆Vaya si ha quedado viva en Mevir la vida de su fundador, aun despu茅s de la muerte de don Alberto! Conmemorar es repetir ese santo y se帽a que cit贸 el poeta de la patria en el a帽o 1923 cuando dijo en Sarand铆: 芦驴Sent铆s la voz? Viene de los campos de Sarand铆. 隆Qui茅n vive! Contestemos un铆sonos lo que tambi茅n en esa piedra est谩 escrito: 隆La Patria!… La Patria inmortal, que alienta hoy en nosotros y alentar谩 en los hijos de nuestros hijos.禄.

隆Gracias Mevir! 隆Gracias don Alberto! A煤n nos queda mucho por hacer.聽

(Aplausos en la sala y en la barra)

 

Twitter de Pedro